Las trumpadas, trumpaditas y trumpadotas del #45

By on September 18, 2017

Expertos y analistas políticos, tantos conservadores como liberales, opinan que el “Número 45” será acusado de improperios por lo que inevitablemente sería desalojado de la Casa Blanca. Sí, el “Número 45”, como muchos suelen llamarle a Donald Trump, evitando llamarle presidente, por considerarlo no digno de ocupar la oficina más poderosa de su país.

Sin embargo, mientras que es difícil presagiar si en realidad Trump será afuereado de la Casa Blanca por su mismo partido, por incompetencia, algo parece estar sucediendo: Trump está borrando el legado de su predecesor un decreto a la vez, lo que se le facilita con una mayoría simple de sus aleados en el Congreso.
¿Cómo lo está haciendo? Mediante una ley conocida como la Ley de Revisión del Congreso. Ésta da a los legisladores el poder de revocar cualquier nueva regulación importante que haya sido emitida por una agencia bajo la jurisdicción del poder ejecutivo.

Por ejemplo, a comienzo del mes de septiembre, la administración del presidente Trump anunció el fin del plan conocido como DACA, promulgado por Barack Obama. Este programa ha evitado la deportación de casi un millón de indocumentados, aunque la decisión de Trump le da al Congreso seis meses para encontrar una alternativa.

¿Qué es DACA?

La Acción Diferida para los Llegados [a EE UU] en la Infancia, por su traducción del inglés (Deferred Action for Childhood Arrivals), mejor conocida como DACA, es una política de inmigración americana establecida por la administración del expresidente Barack Obama en junio de 2012. DACA ampara temporalmente de la deportación a quienes hayan ingresado al país antes de cumplir 16 años y se encuentran en EEUU desde antes del 15 de junio de 2007. Además, concede una autorización de empleo y ambos beneficios se renuevan cada dos años.

Tras su decisión Trump ha sido objeto de fuertes críticas, porque ya los indocumentados amparados por DACA tendrían que enfrentar una depuración extrema, incluyendo no tener antecedentes criminales y que entraron a USA como niños o antes de cumplir los 16 años de edad.

“Creo firmemente que los niños que fueron traídos ilegalmente a este país sin culpa suya no deberían ser forzados a regresar a un país que no conocen”, dijo el senador-R John McCain en un comunicado. McCain, excandidato presidencial, quien ha sido sometido a tratamiento de quimioterapia tras ser diagnosticado con cáncer en el cerebro, dijo que los indocumentados afectados por la orden ejecutiva de Trump pertenecen en los Estados Unidos.

“Los 800,000 jóvenes inocentes que recibieron acción diferida bajo DACA en los últimos años están buscando títulos, comenzando carreras y contribuyendo a nuestras comunidades de maneras importantes.”
Los “Dreamers” o Soñadores, como también se les denomina a los indocumentados que Trump desea sacar del país, incluyen a jóvenes quienes ingresaron al ejército estadounidense y se encuentran cumpliendo con su deber en el extranjero. “¿Qué tú les diría a estos muchachos?”, preguntó McCain, retóricamente, al considerar la decisión como ‘el enfoque equivocado’.

“¡You’re fired!”

¿Recuerda la frase “You’re fired”? ¡Y cómo olvidarla, verdad! Cuando se trata de los miembros de su gabinete, pareciera como si el presidente Trump ha regresado a los años de El Aprendiz (The Apprentice), el exitoso reality show de NBC que el magnate de los bienes raíces condujo durante 14 temporadas.
Lamentablemente, para Trump la despedida de algunas figuras de su gobierno, lo ha puesto a cruzar el Niágara en bicicleta.

Michael Flynn: El consejero de seguridad nacional de Trump renunció en febrero tras revelar que había discutido las sanciones estadounidenses contra Rusia con el embajador ruso en Estados Unidos, antes de que Trump asumiera el cargo. Sobre el acercamiento de Flynn con Rusia, Yates dijo que Flynn había sido “comprometido”, teniendo una conversación con el embajador ruso y luego mintiendo al vice presidente sobre la misma.

Preet Bharara: Este ex fiscal afirma que fue despedido por Donald Trump después de rechazar una orden del fiscal general para dimitir. Bharara, un abogado de 48 años de edad en el distrito de Nueva York, se hizo famoso por la corrupción de Wall Street, el terrorismo y la malversación política. Meses después, Bharara afirmó que Trump había tratado de contactarlo en tres ocasiones. Asimismo, agregó que se negó a aceptar las llamadas, ya que se sentía incómodo al fomentar un estrecho contacto entre la Casa Blanca y los investigadores criminales independientes.

Walter Shaub: El jefe de Ética de la Oficina de Gobierno de Estados Unidos renunció en julio antes de que terminara su mandato de cinco años. Shaub, quien también sirvió durante las administraciones de Barack Obama y George W. Bush, había sido un crítico franco de Trump sobre el potencial conflictos de interés que implicaban sus asuntos de negocio.

Michael Dubke: El fundador de Crossroads Media dimitió como director de comunicaciones de la Casa Blanca en mayo. “Las razones de mi partida son personales, pero ha sido un gran honor para mí servir al presidente Trump y a esta administración”, dijo Dubke, en un correo electrónico a sus amigos. La renuncia de Dubke se produjo en medio de las críticas a la Casa Blanca sobre su estrategia de comunicación, en particular las contradicciones entre el presidente y su equipo de prensa.

Sally Yates: La fiscal general de Estados Unidos―denominado como una remanente de la administración de Barack Obama, por Trump―, fue despedida en enero, después de ordenarles a los abogados del Departamento de Justicia que no hicieran cumplir la controvertida prohibición de inmigración del Sr. Trump. Éste acusó a Yates de haber ‘traicionado al Departamento de Justicia al negarse a hacer cumplir una orden legal diseñada para proteger a los ciudadanos de los Estados Unidos’.

Steve Bannon: El jefe de estrategia del presidente Donald Trump, Steve Bannon, también fue separado lo que tomó a mucho por sorpresa. Supuestamente, aunque Bannon tenía la opción de renunciar, fue finalmente expulsado. La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, confirmó la salida de Bannon, pero afirmó que la decisión de marcharse era mutua. Aparentemente, Trump estaba furioso con su jefe estratega después de haber sido citado en una entrevista contradiciendo a Trump con respecto con Corea del Norte.

¿Quién será el próximo o la próxima en ser despedido o despedida de la Casa Blanca?

por Dalbert Sánchez

You must be logged in to post a comment Login