¿Adictos al Internet?

By on October 4, 2013

Cada año mueren miles de personas debido a accidentes automovilísticos y que involucran a conductores distraídos. Otros miles mueren en accidentes donde al menos uno de los conductores estaba usando el teléfono celular.

A pesar de la prohibición legal de tránsito de usar el celular cuando se maneja, casi el 70% de adultos reconocen el hablar por teléfono cuando conducen. En verdad a mi me ha tocado ver conductores distraídos con el celular en mano. No culpo al Concejal de London, Stephen Orser, cuando públicamente anunció que “textear y conducir mata personas a un promedio alarmante”. La solución del concejal? Si alguien es encontrado manejando y usando el celular, se le debe incautar por la policía.

Y como el London Free Press reportó recientemente, estamos “Digitally distracted” describiendo los accidentes que sufren, mayormente las personas de entre 18 y 25 años por caminar por las calles distraídos con sus celulares.

Pero lo que realmente me preocupa es la estadística de que 70% de personas adictas al sexo reportan problemas Online. Gracias al acceso que ofrece el Internet, millones de personas son adictas a la pornografía. Por eso el alarmante número de casos en nuestra ciudad donde casi cada semana la policía reporta la captura de personas en posesión de material con pornografía infantil. ¿A qué se hacen adictos los adictos a Internet? ¿Es al contenido al que acceden o es al Internet en sí? Yo diría que a los dos.

Incluso existe un termino para estudiar esta enfermedad: desorden de adicción a Internet –Internet Addiction Disorder (IAD), uso compulsivo de Internet, o uso patológico de Internet. Solo basta ‘google’ estos términos para encontrar fascinante información.

Por ejemplo, un estudio realizado por la Universidad de Michigan reportó que entre más los norteamericanos usan Facebook, peor se sienten acerca de si mismos.

No es de extrañarse que dedicar y pasar mucho tiempo en la dichosa Social Media cree daños interpersonales y con relaciones con otros. ¿Cuándo nos daremos cuenta que el ser humano fue diseñado para interactuar con otros ‘face-to-face’ y no keyword-to-keyword? No hay duda que el celular está causando un inmenso daño en todo el mundo. Pero te pregunto, estimado lector, ¿a ti cómo te va con la tecnología?

Esto es lo que encontré en cuanto a cómo saber el grado de adicción a la tecnología móvil:

  • Texteas cuando comes?
  • Texteas cuando hablas mientras hablas con otra persona?
  • Pasas mas de dos horas en el Internet?
  • Sientes la necesidad de incrementar la cantidad de tiempo de uso de Internet para lograr la satisfacción?
  • Navegas el Internet con propósitos que no quieres que nadie se entere?
  • Te daría pena si otras personas se enteraran de los que haces en la Web?
  • Piensas en el Internet aun cuando no lo estas usando?
  • Hablas con extraños en el Internet?
  • Usas Internet como un medio de evadirse de los problemas o de aliviar un estado de ánimo disfórico?
  • Has perdido o puesto en peligro alguna relación significativa, trabajo, oportunidad educativa o profesional debido al uso de Internet?

Si contestas SI a cualquiera de estas preguntas, entonces tienes un problema. Este patrón de uso puede llevar a un eventual impacto negativo en el funcionamiento, afectando al matrimonio, relaciones, trabajo, economía e incluso al estatus legal

Y en particular, me preocupan nuestros niños. Millones de niños solamente quieren jugar en Online Games. No quiere hacer deportes, salir, no quieren nada que no tenga que ver con tecnología.

Ustedes saben de lo que hablo. Niños, jóvenes, y adultos por igual tiene adicción por el cyber-space. Qué implicaciones tiene esto? Simplemente que si alguien, joven o niño, no tiene interés por lo que sucede en el mundo, ellos no serán capaces de funcionar adecuadamente en la sociedad. Y en particular, no serán capaz de hacer y tomar decisiones inteligentes en la vida.

Me atreveré a hacer la analogía del Internet que es tan addictivo como cualquier droga. Los seres humanos nos estamos haciendo dependientes a la tecnología y eso nos cambia, y al mundo, para siempre. Es evidente que el Internet está produciendo un rápido cambio en las costumbres y modos de vida de las personas, ya que en cierto sentido está modificando la forma en que nos relacionamos unos con otros.

Es por esto que comparto aquí siete criterios para la identificación y predicción de la adicción a Internet:

  • Número Total de horas que pasas conectado
  • Otras personas piensan que tienes un problema con Internet
  • Experimentas serias consecuencias relacionadas con el uso de Internet
  • Experimentas una intensa intimidad en la red
  • La cantidad de tiempo que se pasa conectado es como un secreto
  • No poder esperar para llegar al ordenador y conectarse

Son muchos los que se preguntan si están enganchados a la red y si eso les puede acarrear problemas de diversa índole. Pongamos atención.

Solución? El célebre prócer de la industria automovilística, John D. Rockefeller, resumió en pocas sentencias la filosofía que lo llevó al triunfo y las compartió con el público en un artículo titulado “Mi credo”, que con gusto comparto:

  • CREO en la dignidad del trabajo, sea manual o intelectual; en que el mundo no está  obligado a darle a nadie un medio de subsistencia, pero sí proporcionarles a todos una oportunidad de ganársela.
  • CREO en la suprema valía del individuo y en su derecho a vivir, a ser libre y a labrarse la felicidad.
  • CREO que la verdad y la justicia son los fundamentos de todo orden social perdurable.
  • CREO en la santidad de la promesa; en que la palabra del hombre debe valer tanto como su mejor garantía material: en que el carácter  –no la riqueza , ni el poder, ni la posición es de un supremo valor.
  • CREO que todo derecho implica una responsabilidad, que toda oportunidad una obligación, y toda posición, un deber.
  • CREO en que la ley fue hecha para el hombre y no el hombre para la ley; en que el gobierno es el servidor del pueblo y no su amo.
  • CREO que el ahorro es esencial para una vida bien ordenada, y que la economía es el requisito de una sana estructura económica, trátese del gobierno, de los negocios, o del individuo.
  • CREO en que es deber de todos prestar servicio útil a la comunidad humana, y que sólo el fuego purificador del sacrificio consume la escoria del egoísmo y pone en libertad la grandeza del espíritu.
  • CREO en un Dios todo sabiduría y amor, sea cual fuere el nombre que se le dé, y en que los más grandes éxitos, la más acendrada dicha y la más vasta utilidad se encuentran viviendo en armonía con su Divina Voluntad.

You must be logged in to post a comment Login